lunes, 21 de octubre de 2013

PLAN DE MOVILIDAD PARA UNA CIUDAD AMABLE

El Reto a futuro es convertir a Bucaramanga en una ciudad más amable para sus habitantes.

 

La ciudad esta en mora de un "Plan de Movilidad Integral y Sostenible", que cubra todas sus necesidades y las de sus entornos más cercanos, respetuoso con las personas y el medio ambiente.

Este plan debe tener por finalidad encontrar la respuesta a los principales problemas de movilidad que se presentan en la capital y su entorno, un área que camina rápidamente hacia el caos y la congestión vial motivada por la continua expansión urbana y la implementación de un sistema de transporte masivo defectuoso que ha provocado el crecimiento desmesurado de la motorización de sus habitantes.

¿Qué hacer entonces?

Para comenzar debemos entender que la movilidad urbana, es la necesidad o el deseo de los ciudadanos de moverse, es por tanto, un derecho social que es básico preservar y garantizar de forma igualitaria.

Por consiguiente, es papel de las administraciones municipales y de las autoridades de transporte implementar un modelo de movilidad urbana sostenible con el diseño y los elementos necesarios para lograrlo.

Este plan debe tener como fin principal generar una ciudad más amable, con espacios aptos y equitativos para la movilidad de sus habitantes.

Veamos,

¿Qué es un Plan de Movilidad Integral y Sostenible?

Es un plan sostenible en el tiempo, que reúne acciones específicas para la implantación de un sistema de desplazamiento que integre de manera eficaz y eficiente todos los medios de transporte haciendo compatible la cohesión social, la defensa del medio ambiente y el crecimiento económico.

¿Qué acciones se deben implementar?

Todos los esfuerzos deben encaminarse a lograr el objetivo principal que va más allá de encontrar soluciones temporales a los problemas inmediatos.

Las acciones de movilidad sostenible que se implementen deben generar un cambio en la mentalidad de las personas, en donde la satisfacción por el uso de un transporte alternativo (caminar, ecobicis, segways, transporte público y otros) desincentiven la dependencia del vehículo privado, principal responsable de la contaminación en la ciudad y quien en realidad ocasiona que el sistema actual no sea sostenible en el tiempo.


Imagínese en una Bucaramanga verde, con muchos parques, andenes amplios y ciclo rutas, donde caminar y departir en espacios públicos es considerado como un placer por todos sus ciudadanos y sus visitantes. Imagínese en una Bucaramanga sin pico y placa, con un sistema de transporte público rápido, cómodo y eficiente. Imagínese en una Bucaramanga prospera y pujante con jornadas de trabajo continúo entre 9:00 am y 4:00pm con un desplazamiento mínimo y fluido.

Para lograr esto, se necesita una elevada gestión de la planificación urbana y de la movilidad en donde las Alcaldías, las Direcciones de Transito y el Área Metropolitana de manera conjunta destinan personal, recursos y esfuerzos en la consecución y puesta en marcha del plan de movilidad.

¿Cuáles son los componentes principales del Plan?

1. Cohesión social

Las políticas de movilidad deben ser una herramienta de inserción y cohesión social, en donde todas las personas sin importar su edad, su género, su estrato y sobre todo su capacidad física o mental deben tener acceso al sistema de desplazamiento.

En la actualidad, Bucaramanga ofrece un modelo de movilidad que difícilmente se adapta a las necesidades cotidianas de los sectores sociales más alejados, estableciendo una solución de desplazamiento para el prototipo: varón, motorizado, con solvencia económica y plenamente capacitado física y mentalmente.

Los adultos mayores, los niños, las personas en condición de discapacidad, las mujeres, los peatones, los ciclistas y las personas de estrato bajo ven frecuentemente vulnerado su derecho a la movilidad y en consecuencia ven insatisfechas sus necesidades.

Entonces, es acá en cuando los procedimientos de intervención en la movilidad de la ciudad deben resolver la problemática asociada a estos colectivos aplicando medidas específicas, como por ejemplo: los caminos escolares seguros, las ciclo rutas y la eliminación total de las barreras arquitectónicas.

Siempre recordemos que, la movilidad es un concepto ligado a las personas en donde su diseño debe dar prioridad a:
- Lo humano sobre lo técnico,
- Lo no motorizado sobre lo motorizado,
- Lo colectivo sobre lo individual,
- Lo público sobre lo privado.

2. Protección del medio ambiente

Bucaramanga en la actualidad es una ciudad en expansión, dominada por la cultura del automóvil en donde se genera una movilidad cada vez más errática. Esto trae como consecuencia muchos y serios conflictos que influyen en su medio ambiente y por consiguiente en la calidad de vida de sus ciudadanos.

La congestión crónica de su tráfico tiene numerosas consecuencias negativas: el deterioro de su aire producido por la contaminación (emisiones de CO2), la alteración de su paisaje y su biodiversidad que genera la construcción de sus carreteras y sus autopistas, el estrés y la pérdida excesiva de tiempo sus habitantes son algunas de ellas.

El compromiso es de todos,

Bucaramanga y su Área Metropolitana necesitan de una amplia participación de todos sus ciudadanos, sus administradores y sus autoridades.

Por esto, el comienzo del camino hacia una ciudad más amable es el pacto por una “Movilidad Urbana Sostenible en  Bucaramanga”.

Sin la responsabilidad equilibrada de estos tres participes, la triste realidad es una sola:

Una ciudad con una población que asiste como simple espectadora del veloz e imparable desarrollo de una motorización desbocada, carente de planificación alguna y que además es sometida por intereses económicos muy concretos que en ocasiones son consentidos e incluso alentados por las mismas administraciones públicas.

De manera simultánea y complementaria debe promoverse la creación del "Consejo Consultivo y Observatorio de la Movilidad" organismo compuesto por delegados de las Alcaldías, Las Direcciones de Transito y el Área Metropolitana  con la suficiente financiación y garantías de independencia.

3. Desarrollo Económico

Proyectar una ciudad con espacios aptos y equitativos para la movilidad de sus habitantes demanda una fuerte inversión económica en infraestructura de movilidad.

Si planeamos una Bucaramanga para automóviles y tráfico obtendremos una ciudad para automóviles y tráfico, Si planea una Bucaramanga para personas y lugares obtendremos  una ciudad para personas y lugares.

Bajo esta perspectiva, las políticas de infraestructura se convierten en la locomotora que impulsa la ciudad, a una Bucaramanga con desarrollo productivo pero con un mayor valor agregado.

De manera cuidadosa y para que estos recursos obtengan el resultado esperado, es muy importante verificar que cumplan con:

Equidad distributiva (cohesión social).
Calidad con amplia cobertura.
- Madurez científica y tecnológica.

Primero la habitabilidad, después la circulación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.